TurismoCastilla y león

La Junta recibe las obras de consolidación de la casa colgante del castillo de Cornatel en Priaranza del Bierzo

La jefa del Servicio Territorial de Patrimonio en León, Amelia Biaín, ha firmado el acta de recepción de la obra de consolidación de la casa colgante del Castillo de Cornatel, en Priaranza del Bierzo, uno de los elementos más frágiles del castillo por su ubicación en el precipicio rocoso que circunda el recinto por su lado oriental.

La obra está financiada íntegramente por la Consejería de Cultura y Turismo con una inversión que asciende a 294.591 euros, incluidos los honorarios de redacción del proyecto y dirección de obra correspondientes.

Tal como se describe en la memoria arqueológica, redactada por la empresa Baraka Arqueólogos, “desde el año 1995, el Plan Director del castillo de Cornatel incluía un análisis histórico completo del edificio. Sin embargo, tras las excavaciones realizadas en el año 2004, parece que la hipótesis previa de que los castillos de Urvel y Cornatel no fueran el mismo —por tanto, en la misma posición, y de que el segundo fuera heredero del anterior en cuanto a la función del control del territorio comarcal, ya en la baja Edad Media— tendría que ser algo matizada. En efecto, algunas de las conclusiones derivadas de los resultados de dichos trabajos arqueológicos parecían indicar que en la zona excavada existían estructuras que se podrían remontar a una fase anterior plenomedieval. Con ello, y a falta de pruebas más concluyentes, habría entonces que seguir contemplando también una antigua atribución de diversos estudiosos de la comarca, que hacía que ambos topónimos catastrales se referían a un mismo lugar y, por tanto, a un mismo castillo”.

Con estos posibles antecedentes, en la presente intervención arqueológica, se ha establecido una datación cronológica de sus estructuras. Tras la intervención realizada durante las obras de 2005 se entiende la evolución constructiva del castillo, en la que se diferencian cuatro grandes etapas. La primera de ellas se corresponde con el gran basamento del extremo occidental del edificio. Esta gran estructura data de época romana o altomedieval. Está formada por un podio macizo sobre el que se levantan gruesos muros en tres de sus lados. Su función exacta está por determinar. Tiempo después fue erigida una torre en lo más alto del cerro, separada del basamento. Tiene una cronología plenomedieval y su función es esencialmente de vigía. La tercera etapa se corresponde con la mayor parte del recinto amurallado, obra de los siglos XIV y XV. Por último, se realiza la adaptación palacial del castillo hacia 1480 por el Conde de Lemos. A ella podría corresponder la Casa Colgante objeto de la presente actuación.

El castillo de Cornatel es uno de los castillos más importantes del Bierzo, con una historia paralela a la del castillo de Ponferrada. Fue objeto de una gran intervención tras los estudios de su Plan Director redactado por el arquitecto Fernando Cobos, cuyos resultados fueron publicados en un libro titulado ‘El castillo de Cornatel en Priaranza del Bierzo’. El proyecto de esa gran intervención de investigación y restauración fue finalista del Premio Nacional de Arquitectura en 2009.

Deja una respuesta