Música - ConciertosFotogalerías

La gira ‘López, piano y voz’ de Pablo López pone el broche final a las fiestas de la Encina que nunca hubiéramos querido vivir

El artista de Fuengirola se fusiona con su piano en el escenario ante un público entregado desde la primera nota musical.

El tiempo acompañó a la noche de ayer, una temperatura por encima de los 20 grados permitió que ni siquiera la ‘rebequina’ fuera necesaria en septiembre por parte del publico que asistió ayer a la actuación del malagueño Pablo López en el Auditorio Municipal de Ponferrada.

Presentarse sólo ante el público acompañado de un piano no lo hace cualquiera, y ahí es donde, guste su estilo musical o no, no se puede negar que el artista está lejos de ser tan sólo un producto musical aunque el despegue de su carrera fuera el concurso televisivo Operación Triunfo allá por el 2008. La gira Unikornio con la que iba a surcar el país se convirtió en algo más íntimo llamado ‘López, piano y voz’. un formato en solitario que es el que ofreció ayer en Ponferrada.

López se mostró cercano ante el público, con buen humor y muchas bromas. Tras el arranque con «Mariposas», las canciones fueron surcando el cielo ponferradino acompañadas por el constante coreo del público al que hizo partícipe una y otra vez del show, consiguiendo conectar con los casi mil seguidores que ocuparon su plaza en el Auditorio, más no se podía en tiempos de Pandemia y distancia social.

Paradójicamente, en el año de mayor dificultad para concentrar al público en condiciones seguras, es en el que el Ayuntamiento ha intentado optimizar el uso del auditorio que año tras año permanece cerrado 360 días del año. 2020 ha sido el año de Cine de Verano a lo largo de julio y agosto, de Amaral, de Second, de The Morgans y Brewsters, Cía Campillo, Smokey Blue, Xoel López, de la Banda Ciudad de Ponferrada o del pop melódico de Pablo López.

Son tiempos complicados, pero una vez más hay que pedir a nuestros dirigentes un esfuerzo en mejorar la acústica de este recinto que es un auténtico dolor, que lo es aun más en la platea donde escuchas a los artistas dos veces, una desde el escenario y la otra desde el eco rebotado por la pared paralela. Alguna solución para cubrirlo, aunque sea parcialmente también permitiría un uso mayor del mismo. Otra mejora Lowcost sería pintar de negro todo el fondo del escenario, eso arroparía mucho más las actuaciones y a los artistas, sobre todo cuando el escenario no lo llena la escenografía como era el caso de ayer.

Deja una respuesta